equipo-de-hipsteria-neurads-webserie-para-mtv-estreno-10-junio-david-velduque-victor-martin-beatriz-olivares-carmen-vique-ruben-bernal

‘Hipsteria’ de MTV: La mierda del año

186
186
0
0

Hace años teníamos muchos amigos en MTV, el canal de TV que cuando empezó a emitir, en agosto de 1981, era exclusivamente musical. A MTV le pasa como al KFC o al PSOE: que al menos una de las iniciales incluidas en las siglas es completamente falsa. De verdad espero que no quede ninguno de aquellos amigos contratados en la actual plantilla de la cadena porque lo que tenemos que decir sobre Hipsteria no les va a gustar.

Después de ver dos veces el primer capítulo de algo más de 6 minutos titulado I’m Not A Girl, Not Yet a Woman (como la canción de Britney Spears publicada en 2001, lo que suponemos un guiño a los guilty pleasures tan de moda últimamente) podemos decir sin miedo que Hipsteria es exactamente lo que esperábamos que fuera: una mierda como el somprero de un picador. Enhorabuena a MTV y al equipo de Neurads (con David Velduque a la cabeza), porque Está Pasando nos consideramos una web exigente que cuando aspira a encontrar algo malo, aspira a encontrar lo peor. Algo que sea tan malo que no tenga rival. Algo que podamos atacar por tierra, mar y aire, como lo del Crucero Ochentero. Gracias por hacernos la vida fácil: todo lo que hemos visto hoy es la representación última de lo peor. Todo lo que encierra Hipsteria se sitúa en el último escalón de la escalera descendente al infierno de lo malo. Los diálogos, las interpretaciones, la iluminación, la gráfica. Todo. Si damos por supuesto todo primer capítulo de cualquier serie es el que más tiene que enganchar, en el que se tiene que hacer un esfuerzo extra para desplegar talento, emoción y frescura, después de haber visto lo que hemos visto se nos ha creado una nueva necesidad: ver las escenas eliminadas. Si lo que encierran estos 6 minutos y pico es lo mejor que han grabado, queremos ver lo que no ha conseguido pasar el corte.

hipsteria-portada

Después de haber investigado (con mesura, todo sea dicho) los perfiles en redes sociales de los implicados en esta soberana cacota, nos surgen un montón de preguntas sobre Hipsteria. Dichas preguntas se pueden aplicar al 99,9% de las producciones nacionales que impliquen la actuación de actores españoles que, salvo excepciones muy localizadas, son la desgracia de la Cultura de este país:

. Si habéis devorado series norteamericanas tan buenas como decís, ¿cómo es que no se os pega ni un poco de la calidad de aquellas?

. Si tenéis las colecciones de The Wire, The Sopranos, House of Cards o How To Make It In America, ¿cómo es que sólo sois capaces de producir algo que no sería ni el residuo radioactivo de todas estas?

Si habeís mamado televisión desde pequeños, si sois personas de mundo, con smartphones, con tablets, si compráis vinilos de Wilco, Foster the People o cualquier puto grupo actual que escuchéis, si vais a conciertos de artistas indiscutibles, si acudís a festivales, ¿no os da vergüenza que vuestro trabajo se enmarque dentro del mismo epígrafe de “cultura popular” en el que se enmarcan todas estas cosas?

. ¿Leéis libros? En caso afirmativo, ¿os enteráis de algo?

. ¿Cómo os da la cara para consideraros actores, una denominación que os coloca en la misma profesión que Seymour Hoffman, Charlize Theron, Kristen Dunst o Robert de Niro?

. Cuando salís, ¿qué drogas consumís? ¿Qué bebéis? ¿Ni tan siquiera os da por poneros soeces ni faltones?

. ¿Dónde habéis aprendido a rodar esos planos de puta mierda?

. ¿Dónde escribís esos guiones llenos de lugares comunes, chuminadas y bromas sin ninguna gracia?

. ¿Qué pensáis cuando veis una buena película? ¿Pensáis que eso lo podéis hacer vosotros? ¿Y POR QUÉ NO LO HACÉIS?

. ¿Qué piensan vuestros padres de esto? ¿Y vuestras parejas? ¿Y vuestros amigos? ¿Vuestros vecinos saben que os dedicáis a hacer porquería?

. ¿No estáis enfadados por nada como para que vuestras producciones no supuren comodidad, aburrimiento y amor propio?

. ¿No habéis desarrollado ni tan siquiera un mínimo de capacidad crítica como para salir ahí y pedir perdón?

. Hemos visto en alguno de vuestros perfiles de Twitter que vivís a caballo entre Madrid, Barcelona y Nueva York: ¿No habéis conseguido aprender nada de estas tres ciudades? ¿Tan protegidos vivís? ¿Tanto miedo tenéis a hacer algo que no apeste?

Creemos en la libertad creativa. No tenemos ningún problema en que el tema elegido sea Malasaña o, mejor dicho, los hipsters de Malasaña. Nada que decir. Leemos libros de Black Metal, de fútbol, de cine, vemos pelis de todos los estilos y nuestros gustos musicales van de Franco Battiato a Satanic Surfers pasando por Eminem. Con esto queremos incidir en el hecho de que el tema de la serie no es lo que nos ha movido a escribir esta entrada.

España no necesita más basura. Consideramos que vamos servidos con lo que tenemos en el Gobierno y en el conjunto de Comunidades Autónomas. Nos sobran candidatos a la guillotina. Necesitamos colmillos afilados y algún músculo bien desarrollado para pelear. Necesitamos gente inteligente que emocione y haga reír, que reflexione y nos haga reflexionar. Que eleve el nivel. Necesitamos actores creíbles, directores humildes, productores decididos, guiones salvajes. Necesitamos sentir cierto orgullo en todos los frentes de la cultura. Necesitamos el equivalente cinematográfico de Aries, Astrud, Lisabö, Miguel Noguera, Servando Rocha o Los Ganglios. Es cierto que no esperábamos encontrar la salvación en una webserie de la MTV llamada Hipsteria, pero tampoco es justo para todo el talento que está deseando sacar la cabeza entre los miles y miles de anónimos que no van a tener nunca una oportunidad en este país, que existan tomaduras de pelo como esta serie.

Si Hipsteria es una broma, no tiene ni puta gracia; si no lo es, tiene todavía menos. Sois muy muy muy malos. Sois tan malos, que parecéis tontos. Ahora bien: creemos conocer cómo funcionan las cosas en la Península Ibérica, así que no dudamos ni un minuto en que vuestra carrera será ascendente, como pasa siempre con los que menos tienen que decir.

Etiquetado en:
, , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

Comenta con Facebook

17 Comentarios

  1. Te has quedado corto, madre mía … este artefacto no puede ser otra cosa que una provocación, esto debe ser, ¡no!, ¡tiene que ser! algo así como el punk contemporáneo, me niego a creer que no sea un escupitajo en la cara del público versión dosmiles… alabado sea el Sagrado Corazón de Jesús, por cierto me pongo a escucharle para borrarme de la cabeza los 6 minutos…

    ex-dr

    • Si fuera un instrumento para la provocación, haría mucha más gracia y tendría tics inteligentes, rollo Beavis and Butthead. La gente que ha hecho esto es muy probable que sean buenísimos profesionales en el tema de BrandContent y demás, pero no tienen ni puta idea de televisión, de escribir un guión, de dirigir, de idear algo atractivo. Y si la tienen, más delito todavía.

      Pepo Márquez

  2. Estáis vosotros buenos para hablar de mierda… Tu texto, querido Pepo Márquez, no hay por donde cogerlo. Y no se puede basar una crítica seria en denigrar a todo un equipo de personas basándote en 5 minutos de producción e información recogida en redes sociales. España no necesita más basura, ni gente que la vierta.

    Jesús

    • Hola Jesús. ¿Cómo que no me puedo basar en los 6 minutos del capítulo 1 de ‘Hipsteria’ para hablar del trabajo de los que hacen ‘Hipsteria’? ¿Y en tonces en qué me baso? ¿Acaso no se basan las críticas de discos precisamente EN LAS CANCIONES QUE ENCIERRAN ESOS DISCOS? Cuando uno entrega un trabajo supuestamente artístico, cuando se expone a que lo vea la audiencia, acepta que gente como yo hable de ese trabajo. Si David Velduque y su equipo son libres para hacer esta mierda despampanante, yo también soy libre para hablar de lo que me ha parecido. A ti te puede gustar más o menos lo que escribo y entiendo que quizás tengas afinidad personal con algunos de los implicados, porque si no, no se entiende tu defensa de este trozo de basura post-moderna. Como entiendo que es así, que si no eres directamente parte del equipo que ha producido ‘Hipsteria’ al menos los conoces, les dices de mi parte que lo que de verdad no necesitamos es que gente salida de esa factoría de capullos engreídos que es la Escuela de Cristina Rota, que declaman como robots mal programados y que piensan que actuar es cerrar los ojos y cerrar los puños en señal de intensidad, se ponga a escribir guiones y a rodar planos que hacen sentir vergüenza a cualquier espectador con un mínimo sentido estético de la vida.

      Pepo Márquez

      • Mi comentario no es una defensa de Hipsteria, que si así fuera, lo haría con argumentos técnicos. Mi comentario es una crítica hacia este tipo de web y textos pseudocríticos que tienen más pose y menos razonamiento que la propia serie. Lo tuyo no es una crítica, sino un intento de denigrar y denostar a un equipo de gente en base a datos personales sobre los mismos recogidos en sus redes sociales (como tu mismo afirmas). Cuando uno entrega un trabajo supuestamente periodístico, cuando se expone a que lo analicen los lectores, acepta que gente como yo, que más que afinidad con nadie de esa producción lo que tengo es afinidad con el periodismo cultural, hable de ese trabajo. A mi este tipo de textos también me hacen sentir vergüenza.

        Jesús

        • Jesús, pues esto es muy fácil: NO ME LEAS.

          Pepo Márquez

          • Eso tenlo por seguro. Pero lo mismo te digo sobre Hipsteria. Hay demasiadas cosas buenas de las que escribir y que destacar como para invertir tu energía en ver y después tirar por tierra de esa forma tan burda una propuesta que te parece mala hasta ese límite. Buenas tardes y buena suerte.

            Jesús

          • Gracias, tío. Suerte para ti también en tu cruzada contra los tontos como yo!

            Pepo Márquez

  3. Que maravilla. No sé si me gusta más el artículo o los comentarios. En cualquier caso ando indignado porque no puedo ver la gran mierda esta desde UK. Estoy por abrir una petición en change.org para que esto se pueda ver en todo el mundo. Es necesario. Yo a esta patraña la califico de mierda insufrible sin ni siquiera haber visto un segundo. No me hace falta. Con la experiencia de todas las series españolas que he visto en mi vida, el título y la foto de portada es más que suficiente. No obstante me gustaría verla, al menos para reirme un rato.

    Javi

    • Pues resulta que a Jesús no le gusta el artículo. Es una pena, con la gracia que me hizo escribirlo.

      Pepo Márquez

  4. Dios mío que bazofia. La intro con el tipo de letra Times New Mister Wonderful ya presagiaba lo peor.
    Ascazo

    Benjamini

  5. Bien diseccionado, aunque me niego a ver semejante engendro televisivo. Ya la palabra que lo titula es odiosa a más no poder..aunque el autor, ejem.. le gusta lo que a cualquier pedante que se cree hipster.. sí, el muermazo del Leonard Cohen, el epítome del hipster moderno y antiguo, pa cagarse..

    Punker66

  6. He conseguido ver el trailer. Estoy muy decepcionado, tiene tan mala pinta que no hace ni gracia.

    Javi

    • Ya. Es más gracioso mi artículo que la webserie. Y eso no dice nada bueno de la webserie.

      Pepo Márquez

  7. Como se nota que el que hizo esta publicación es un hipster resentido y pedorro xDDD

    The_Doctor

  8. Joder Pepo, eres puto Dios. Gracias por escribir esto.
    La serie hace incluso daño, para mi no hay nada peor que hacerle perder tiempo a la audiencia, pero es que Hipsteria no solo hace eso sino que incluso te sientes insultado.

    Llegué a este artículo porque te escuché en el podcast y no me pude resistir a buscarlo. Eres un grande!

    Esteban

  9. Adicta a tus reseñas, Pepo. No conocía el programa hasta que lo mentásteis en el podcast, luego he leído tu entrada y algunos de los comentarios de los respectivos haters que parece que son ya tu fiel séquito de comentadores. Te odian, pero te aman. Yo sólo te amo, y a Borja.
    No he podido ver más allá de los 57 segundos del primer capítulo de Hipsteria.
    ¡El horror! ¡El horror!

    Emma

Comentar

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Google+